Real de San Carlos

9 Replies

Atractivos turísticos
real-de-san-carlos

rapha/HPturismo

El Real de San Carlos o popularmente conocido como la Plaza de Toros, es hoy en día uno de los símbolos de la ciudad de Colonia del Sacramento.

Se trata de un monumento que se comenzó a construir en el año 1761 por Pedro de Ceballos, quien se instaló en esa zona y la llamó Real de San Carlos en honor al Rey Carlos III de Borbón.

Actualmente es la única plaza de toros que se mantiene en Uruguay, teniendo un estilo de construcción Mudéjar, como la mayoría de las plazas típicas que se pueden encontrar en España.
Dicha construcción se dio debido a que era un muy buen punto estratégico para brindar apoyo militar en tiempos de guerra y conquista.

real-de-san-carlos-1

rapha/HPturismo

Se construyó allí una capilla llamada la Capilla de San Carlos y un hospital para atender a los soldados.
Años después, durante la Guerra Grande las dos construcciones fueron destruidas y despojadas de todas sus riquezas quedando la región casi destruida.

En 1908 un inversor de origen argentino llamado Nicolás Mihanovich solicitó permiso para poder construir en dicho terreno un complejo turístico e inauguró la plaza de toros en el año 1910.
Este proyecto comprendía lo que iba a ser una gran plaza de toros, un hotel, un casino y un muelle para que los barcos pudieran atracar directamente en el complejo.

El proyecto no tuvo mucho éxito ya que las corridas de toros fueron prohibidas, mientras que el casino siguió funcionando unos años más hasta que el predio volvió a manos del estado en el año 1917.


Las primeras corridas en el Real de San Carlos fueron espectáculos con toros y toreros provenientes especialmente desde España, cuna de esta práctica.
Los toreros encargados de inaugurar la plaza de toros de Colonia fueron los hermanos españoles Ricardo y Rafael Torres.

La gran publicidad hecha en la época acerca de este espectáculo permitió la llegada de una gran cantidad de turistas que llegaban a Colonia del Sacramento directamente al espectáculo, para luego retirarse.
Para el día de la inauguración de las corridas se habilitaron barcos de vapor que llegaban y salían desde el muelle Real para facilitar a la gente la llegada al evento.

Algunas versiones dicen que en este predio brindó más de un espectáculo musical el famoso Carlos Gardel.
Si bien ahora se encuentra sin ningún servicio, sigue manteniendo la estructura con la que se construyó hace más de un siglo convirtiéndose en uno de los principales atractivos turísticos de la ciudad de Colonia del Sacramento.
Se trata de una construcción que se llevó a cabo tan solo en ocho meses y tiene un diámetro total que supera los 100 metros, mientras que el ruedo tiene un diámetro de 50 metros.

El Real de San Carlos fue hecho con una estructura de hierro que importaron y trasladaron desde Gran Bretaña, debido a que en estas tierras no se podían conseguir dichos materiales.
Hoy en día si visitamos el Real de San Carlos podemos apreciar la estructura de hierro algo oxidada pero que mantiene aún en pie a este Monumento Histórico Nacional.

real-de-san-carlos-2

rapha/HPturismo

En la actualidad el Real de San Carlos tiene algunas partes en peligro de derrumbe y el lugar si bien es un Monumento Histórico Nacional, se encuentra en total abandono.
En el año 2012 y debido a un fuerte temporal que incluyo vientos intensos, se perdió gran parte de la fachada superior de la plaza.

De todas formas se puede apreciar la construcción centenaria y los métodos de construcción antiguos que te llevan a la época y a sentir lo que alguna vez fue la plaza de toros más importante de Uruguay.
Sin dudas el Real de San Carlos es una de las citas obligadas a la hora de visitar esta hermosa ciudad llena de historia y con un patrimonio cultural que atrae a miles de turistas cada año.

Te recomendamos alquilar un carro de golf en Colonia y conducir hasta uno de los atractivos más interesante e históricos de la ciudad.

La distancia del Real de San Carlos al centro de Colonia del Sacramento es de algunos kilómetros y no es recomendable realizarlo a pie.

El trayecto es uno de los más agradables, ya que se tiene que ir por la hermosa rambla de Colonia, pudiendo apreciar las playas y paisajes inigualables de la ciudad.

Desde que el Real de San Carlos se mantiene cerrado son muchos los proyectos e ideas que surgen para poder restaurar y devolverle la vida a esta impresionante construcción para la época. Lamentablemente ninguno a sigo lo suficientemente redituable y atractivo como para llevarlo a cabo y conseguir la aprobación para llevarlo a cabo.

Te invitamos a dejar tu comentario y contarnos qué te gustaría que se hiciera para reciclar este hermoso Monumento de Colonia!

Te dejamos la ubicación en el mapa de la Plaza de Toros para llegar más facilmente: